La resignificación ciudadana de los espacios como expresión del derecho a la ciudad

Directorio Fundación Vértice

Desde el 18 de octubre del 2019, hemos visto cómo la ciudadanía se ha apropiado de los espacios públicos y los ha transformado en escenarios de manifestaciones, carnavales, cabildos y reuniones vecinales. Así lugares que, sin haberse pensado para aquellos fines, y rompiendo con la otrora naturalizada idea que para reunirnos en ellos debíamos solicitar permiso y adaptarnos a circuitos cercados de vallas papales y carabineros, han resultado ser protagónicos en un proceso histórico de masivas manifestaciones espontáneas de intereses ciudadanos.

En este contexto, el espacio público no es un escenario ajeno a la población. En estas semanas de insurrección ante las injusticias y desigualdades de Chile, se ha demostrado la importancia de apropiarse de los lugares en que vivimos, y ejercer el derecho a la ciudad, el cual implica habitar y transformar colectivamente el espacio urbano. En esta línea, diferentes organizaciones sociales y/o vecinales, han decidido otorgarle nuevos significados al espacio público que les interesa o representa.

Para leer la columna completa, ingresa a este link